Sebastian Vettel, Red Bull Renault (GP Italia, 2013)

Apuntes GP Italia 2013

Los guionistas del Gran Premio de Italia, probablemente ocupados con una “silly season” agotadora, no se esforzaron demasiado. Cogieron el guión de lo ocurrido en Spa hace dos semanas y se conformaron con cambiar sólo los detalles. De nuevo tuvimos polémica el sábado en Ferrari, un invitado inesperado en la clasificación,  dominio arrollador de Vettel y Red Bull con primeras vueltas en cabeza machacando tiempos y después a controlar la carrera, remontada de Alonso (bastante más sencilla aquí) hasta el segundo puesto, confirmación de que no se puede llegar más y hundimiento de las alternativas (Raikkonen y Hamilton).

Salida del Gran Premio de Italia 2013 (Monza)

Salida del Gran Premio de Italia 2013 (Monza)

En Monza, antaño santuario de la potencia de los motores, Red Bull y Vettel dieron una prueba más de que son hoy por hoy los dominadores absolutos de esta competición y nada parece ser capaz de interponerse en el camino del cuarto campeonato consecutivo. Ver como trazaba la Parabólica sin corregir un milímetro y traccionaba a la salida era asombroso. La carrera de Vettel fue una de esas que tantas veces le hemos visto. Saliendo desde la pole (hay que volver a decirlo, parece mentira que un Red Bull sea el mejor en Monza) y machacando tiempos en las primeras vueltas para poner una distancia cómoda con sus rivales con la que controlar el resto de la carrera sin sobresaltos. Hay que decir que tampoco tuvo excesiva presión en el inicio. Ni Webber (otra salida más pésima, y van…) ni Massa ni Hulkenberg representaban peligro. Para cuando Alonso consiguió deshacerse de estos pilotos (gran adelantamiento a Webber) y llegar a la segunda posición la diferencia con Vettel ya era demasiado amplia como para inquietarle.

Alonso adelantando a Massa (GP Italia, 2013)

Fernando is faster than Massa (GP Italia, 2013)

Así pues, y visto que el Red Bull tenía un mejor ritmo que el Ferrari y que se guardaba “algo”, la única opción de los italianos era jugarse la baza de los neumáticos. Cuidarlos más, alargar la parada y esperar que delante Vettel sufriera con los suyos. De hecho, Alonso, en un gesto poco habitual en los pilotos, asumió directamente la responsabilidad de la estrategia ordenando al equipo que no le hicieran entrar hasta que los tiempos por vuelta empezaran a caer. Bajan revueltas las aguas en la Scuderia. Muchos desaires y gestos extraños se están viendo últimamente en Maranello. En cualquier caso de poco sirvió el intento (de hecho resultó peor parar más tarde), y el resto de la carrera se disputó sin cambios en la cabeza. Pero sí me gustaría reseñar un detalle, y es que Webber fue incapaz de adelantar a Alonso en las 14 últimas vueltas en las que estuvo pegado a él, DRS incluido en la mayoría de ellas. Por relativizar algunos de los comentarios habituales respecto a Webber. Massa poco se puede decir. Sorprendió con una excelente salida, se apartó como buen esccudero cuando llegó el momento y acabó en la posición (4º) que le correspondía tras el descalabro de Mercedes y Lotus.

Por detrás de ellos lo más interesante lo ofrecieron, como es habitual, Raikkonen y Hamilton con una lucha entretenida durante unas vueltas. A Raikkonen (o a Lotus) parece que se le ha acabado el gas con dos carreras francamente decepcionantes y el nuevo chasis no ha servido para mucho. Hamilton por su parte no pudo enmendar una clasificación decepcionante y se vio en mitad del pelotón toda la carrera. Al menos supo hacer autocrítica y reconoció que el sábado se equivocó él. No le vendría mal a otros tomar ejemplo…

Raikkonen adelantando a Hamilton (GP Italia, 2013)

Raikkonen adelantando a Hamilton (GP Italia, 2013)

Del resto de la carrera hay que fijarse en Hulkenberg, que por fin destacó con el paupérrimo Sauber y se mantuvo en una cómoda (y sorprendente) quinta posición toda la carrera. Lástima que un talento como ese se esté desperdiciando (si hubiera seguido en Williams aquella temporada…)  tantos años. Sólo espero que los rumores sobre su paso a Lotus se conviertan en realidad y podamos verle por fin en un coche competitivo. Y los McLaren celebrando sus 50 años con un miserable punto. Vaya añito.

Nico Hulkenberg, Sauber Ferrari (GP Italia, 2013)

Nico Hulkenberg, Sauber Ferrari (GP Italia, 2013)

En definitiva, una carrera bastante sosa, que nos deja aun más claro que este mundial tiene dueño desde hace tiempo.

Y sin entrar demasiado en la polémica del sábado en Ferrari, creo que hace ya un tiempo que Alonso está bastante quemado con el equipo (tenga razón o no) y se empieza a notar demasiado.  Y llamar estúpidos a tus ingenieros (o genios, da lo mismo) por la radio no es algo que ayude.

Más y mejor: Sergio MarcúsCarlos Castellá,  F1Radical, Paranerdos, Joan Villadelprat, DaniF1, James Allen,…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s